20120923233335-pesimismo.jpg

Cada día tenemos que hacer frente a múltiples decisiónes, algunas totalmente intranscendentes (café con leche o cortado?,compro peras o manzanas?), otras no lo son tanto.Algunas, la mayoría te afectan a ti solo...otras influyen en varias personas, y eso es lo que las hace complicadas, en especial cuando trabajas y vives con personas.Es dificil que una decisión no perjudique a alguien, por mucho que intentes minimizar los daños.Siempre hay alguien que sale herido, incluso cuando piensas que es totalmente inócua.

Por eso a veces tenemos miedo y dudamos, mucho, antes de tomar una determinada decision, por temor a equivocarnos.Pero  todos somos humanos y todos nos equivocamos...y de eso aprendemos.Para otra vez , haremos las cosas de otra manera.

Lo que no podemos es bloquearnos y tener miedo a tomar decisiones por las consecuencias que tendrán porque entonces no vivimos, no corremos riesgos, somos muebles. Cuando las cosas van bien, es fácil llevar las cosas, todo sale rodado, y aunque salgan algo mal, qué más da...estamos bien, no importa un pequeño fallo. Pero cuando la situación es complicada, es cuando vienen los miedos y temores, y tendemos a ser cautos y conservadores, no arriesgamos.

Lo curioso es que si no arriesgamos nunca saldremos de estas situaciones complejas, a grandes males, grandes remedios, dice el dicho...y hoy en dia lo que procede es ser decidido, los que tienen seguridad en si mismos y decisión, son los que mejor capearán el temporal.No se puede mirar a otro lado y hacer que no pase nada, como el avestruz, y esperar a que pase, a ver si pasa solo, porque no es la solución.Los problemas estarán esperandonos ahi.

No pasa nada por tomar una decisión, no hay decisiones correctas o erroneas, cuando decidimos algo en su momento creemos que es lo correcto porque sino no tomariamos esa decisión.

Me despido con una reflexión, no recuerdo de quien:"No mires al pasado con ira ni al futuro con temor, mira a tu alrededor con atención"